Home Page Image
 

Autora: Doralicia Carmona Dávila.

 

© Derechos Reservados
ISBN 970-95193

El contenido de la Memoria está a disposición como apoyo didáctico para los docentes de historia. Solicítelo en el siguiente enlace:

Solicitud de Descarga

Contacto:
MemoriaPoliticadeMexico@gmail.com

 

Comentarios:
MePolMex@gmail.com

 
 

 


 


Muere fusilado Miguel Hidalgo y Costilla Gallaga.

Julio 30 de 1811

Durante su proceso Miguel Hidalgo (Biografía) fue degradado del sacerdocio y sometido a consejo de guerra, que lo condenó. Antes de partir al paredón, perdonó a quiénes lo fusilarán. Se negó a ser vendado y a dar la espalda al pelotón. Su muerte no fue fácil porque erraron los tiros; tras varias descargas, finalmente le dan tiro de gracia para hacerlo morir. Su cuerpo es expuesto al público. Su cabeza será cercenada y colocada en una jaula de hierro que será colgada en uno de los ángulos de la Alhóndiga de Granaditas; en los otros tres, serán exhibidas las cabezas de Allende, Aldama y Jiménez. El cuerpo decapitado de Hidalgo es sepultado en la Tercera Orden de San Francisco, en la ciudad de Chihuahua. Caudillo de la guerra de Independencia.

Este día el teniente coronel Manuel de Salcedo, expidió un certificado en el que se lee: “…que en virtud de la sentencia de ser pasado por les armas, dada por el Señor Comandante General de estos provincias Brigadier Don Nemesio Salcedo contra el reo cabecilla de insurrección Don Miguel Hidalgo, ex-cura del pueblo de los Dolores en este reino; previa la degradación por el Juez eclesiástico competentemente autorizado; se le extrajo de la capilla del Real Hospital, en donde se hallaba, y conducido en nueva custodia al patio interior del mismo, fue pasado por las armas en la forma ordinaria a las siete de la mañana de este día, secándose su cadáver a la plaza inmediato en la que, colocado en tablado a propósito, estuvo de manifiesto al público, todo conforme a la referida sentencia, y habiéndose separado la cabeza del cuerpo en virtud de orden verbal del expresado superior Jefe, se dio después sepultura a su cadáver, por la Santa y Venerable Hermandad de la orden de penitencia de nuestro seráfico Padre San Francisco, en la capilla de San Antonio del propio convento. Y para le debida constancia firmé la presente en la villa de Chihuahua…”

En 1824, sus restos serán depositados en la Catedral de México y luego trasladados a la Columna de la Independencia.

Doralicia Carmona: MEMORIA POLÍTICA DE MÉXICO.